lunes, 14 de julio de 2014

Los fenómenos geopolíticos

En la Revista GeográficaVenezolana (Vol. 42, Nº 2, 2001) se encuentra publicado mi artículo “Una propuesta de definición de los fenómenos geopolíticos”, en el cual aparece la siguiente definición de fenómeno geopolítico: “Es la manifestación de la lucha entre grupos humanos traducida en la disputa, pelea, combate o guerra por el predominio (preponderancia, preeminencia, superioridad, influencia) sobre la totalidad o una porción del espacio geográfico”.
los-fenomenos-geopoliticos
Los fenómenos geopolíticos tienen a su vez un origen, una dimensión  y una repercusión espacial. El origen tiene que ver con el acontecimiento o proceso que da lugar al surgimiento de la lucha  entre grupos humanos por el predominio sobre un espacio geográfico determinado. La dimensión, por su parte, se relaciona con la extensión espacial que adquiere el fenómeno geopolítico como tal, mientras que la repercusión espacial viene a ser el impacto que sobre otros espacios tiene o puede llegar a tener determinado fenómeno geopolítico.
Los fenómenos geopolíticos pueden tener su origen en un  hecho natural, como es el caso de la cantidad de agua que precipita anualmente sobre una región. Si la cantidad de agua resulta insuficiente para satisfacer los requerimientos de los diferentes grupos humanos que habitan en dicha región, esto puede llegar a traducirse en tensiones y conflictos. Si el conflicto se agudiza y se llega al uso de la violencia, es posible que se afecten las actividades de exploración y explotación de alguna materia prima estratégica localizada en el espacio geográfico objeto de disputa.

Por Alfredo Portillo

1 comentario:

  1. Los fenómenos geopolíticos como en el caso del agua citados por usted a nivel regional, también se produce a nivel local e internacional. En el primer caso, si se interviene una cuenca hidrográfica aguas arriba, generando impactos negativos aguas abajo, esto puede afectar las poblaciones ubicadas en ese sector para satisfacer los requerimientos del preciado líquido. En el segundo caso, tenemos el ejemplo de una cuenca como el río Orinoco, a la altura del Medio Orinoco, un tramo dividido a su vez en 2 sectores, donde uno de ellos, de unos 270 km, en que fluye hacia el norte junto a la frontera venezolano-colombiana, flanqueado a ambos lados por los afloramientos graníticos más occidentales del Escudo Guayanés, que impiden el desarrollo de una llanura de inundación, llega hasta los rápidos de Atures, cerca de la confluencia con el río Meta en Puerto Carreño por lo cual a nivel internacional es principalmente asociado al territorio colombiano, al igual que la margen izquierda de dicho tramo. En este sentido, la cuenca del Orinoco, cuyo cauce es el tercer río más caudaloso del mundo, después del Amazonas y del Congo, tiene una superficie de casi 989 000 km², de los que 643 480 km², es decir, el 65%, quedan en territorio venezolano y el 35% restante en territorio colombiano. De producirse igualmente impactos imprevistos en el área de drenaje colombiana (en Los Llanos colombianos, por ejemplo), cuyos tributarios principales son el río Vichada, el río Tomo y el río Meta, que afecten el territorio nacional, podría llegar a traducirse en tensiones y conflictos.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...