domingo, 1 de diciembre de 2019

Emergencia climática


A escasos días del inicio, en Madrid (España), de la 25ª Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (COP25), el Parlamento Europeo, la instancia parlamentaria que representa a los ciudadanos de la Unión Europea, aprobó declarar la emergencia climática, como una manera de llamar la atención sobre la gravedad que ha adquirido el fenómeno del cambio climático.


Emergencia climática


La declaración del Parlamento Europeo se une a  similares iniciativas que han tomado, durante este año 2019, instancias ejecutivas y legislativas de municipios, ciudades y  países de diferentes continentes del mundo, y organizaciones científicas, ecologistas, políticas y sociales que han querido hacer sentir su preocupación, por lo que se considera la más grave amenaza para la vida en el planeta Tierra.

El cambio climático es una realidad, y está afectando en mayor o menor grado a todos los países del mundo, toda vez que  sus planes de desarrollo se están viendo afectados por los inesperados  y recurrentes fenómenos de sequías, huracanes, inundaciones e incendios forestales, y por procesos de desertización, deshielo y aumento en los niveles de los mares. Los países más pobres y vulnerables son los más amenazados. Su capacidad de respuesta es muy limitada y el juego geopolítico no se detiene.

La emergencia climática, más que una consigna, es ya una necesidad. Las propuestas y los programas de las organizaciones políticas y de los gobiernos, en sus diferentes espacios territoriales, tendrán que ser transversalizados por medidas que apunten a mitigar los efectos del cambio climático. Las sociedades, a través de sus diversas formas organizativas, en lo adelante se harán presentes en las calles para presionar en procura de cambios en los patrones de crecimiento y desarrollo. El cambio climático es el problema. La emergencia climática es la impostergable acción. El mundo no espera más.

Por Alfredo Portillo

alportillo@ula.ve

1 comentario:

  1. El cambio climático es inevitable puesto que es parte de la naturaleza sistémica. Nuestro planeta es cambiante y de hecho ha tenido diferentes ciclos evolutivos de cambios planetarios acompañados de un reinicio sistémico, donde los seres vivos, incluido los suelos, la cobertura vegetal y el clima, es decir, la circulación general de la atmósfera, ha cambiado en diferentes etapas evolutivas de la Tierra. Luego, las plantas y los animales se adaptan, pero los que nos negamos a cambiar son los seres humanos hasta que ya es demasiado tarde y los costos elevados, tanto en vidas humanas como materiales, trayendo incluso desapariciones completas de sociedades enteras. La actual sociedad humana, a pesar de su extraordinario desarrollo científico, también se niega hacer lo que esté al alcance para mitigar tales colapsos en vista de los intereses corporativos y de dominación que gobiernan el mundo, lo cual conlleva que no se consiga la capacidad y voluntad tanto política-económica como científica y tecnológica para intentar revertir los impactos ambientales que han contribuido acelerar el cambio climático por el uso intensivo y expoliador de la Naturaleza. Al parecer, la única alternativa posible es la que usted trae a colación: "...tendrán que ser transversalizados por medidas..." donde "las sociedades, a través de sus diversas formas organizativas, ... se harán presentes en las calles para presionar en procura de cambios...” reales y efectivos de la cultura antropogénica depredadora. Gracias por compartir.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...